La Ozonoterapia es una forma de medicina alternativa que promueve la saturación de oxígeno en el organismo a través de la insuflación de una mezcla de oxígeno y ozono al cuerpo por diversas vías. La ozonoterapia consiste en la introducción o insuflación de la mezcla de oxígeno y ozono al organismo por diversos medios, usualmente añadiendo a la mezcla distintas sustancias como otros gases o líquidos e insuflándolos al cuerpo por medios que incluyen el recto, la vagina, intramuscular (en distintos músculos), de manera subcutánea (dentro de la piel), o intravenosa (directamente en las venas). El ozono también puede administrase por medio de autohemoterapia, en donde la sangre es extraída del paciente, expuesto a la mezcla oxígeno-ozono para después re-introducirse al torrente sanguíneo del paciente.

Esta terapia ha sido propuesta para su uso en diversas enfermedades, incluyendo cáncer, SIDA, esclerosis múltiple, artritis, enfermedades Cardiovasculares, Alzheimer, Celulitis, entre otras. Uno de los mecanismos propuestos para el tratamiento del cáncer proviene de la teoría que propone que las células cancerosas no crecen ni se desarrollan en ambientes ricos en oxígeno. A acción del ozono es aumentar la saturación del oxígeno en el cuerpo y por lo tanto ayudará en tratar la neoplasia. Para tartar el VIH/SIDA, el ozono desactiva las partículas virales, las pruebas que se han hecho han sido en ambientes invitro.

Un estudio también ha revelado que la inyección de ozono localmente es un efectivo tratamiento para el padecimiento conocido como hernia de disco o discólisis.